La elección de los muebles de exterior

Esta época del año es ideal para hacer vida al aire libre. En muchas viviendas, por disponer de terrazas o patios espaciosos, es posible estar al aire libre sin salir de casa. Eso sí, es imprescindible contar con un mobiliario apropiado. De hierro, cristal, madera, aluminio, mimbre o plástico, los muebles de madera para el jardín deben siempre adaptarse a las necesidades o usos de la familia, así como a la decoración y al espacio disponible. Probabablemente la regla de oro en estos casos es adquirir únicamente los muebles de exterior que se vayan a utilizar. Por muy bonita que te parezca esa tumbona de mimbre, si no estás seguro de usarla con frecuencia, mejor es dejarla en la tienda. Al aire libre es mejor que el protagonismo lo tengan la luz y las plantas. Los muebles de jardin pueden acabar atestando un espacio y haciendo que, de relajante, pase a agobiante. Salvo que la terraza o el jardín sean realmente grandes, es mejor escoger aquellos muebles que den mayor sensación de liviandad. El metal y el cristal son materiales que contribuyen a dar esa sensación de ligereza. La madera puede ser muy acogedora y práctica.Muebles de jardín Pero es mejor prescindir del plástico blanco por barato que sea. Pero hay materiales plásticos que imitan por ejemplo el ratán que son bonitos, baratos y duraderos. También es muy imporante planificar la adquisición y colocación de los muebles de exterior igual que la de los de interior. Es frecuente que al amueblar un salón se medite durante tiempo, se use la cinta métrica e incluso se dibujen los muebles a escala. En cambio con los jardines y terrazas se compra y dispone sin meditar demasiado y muchas veces se acaba pagando. La madera es preciosa. Siempre es un acierto, si vas a poder proporcionarle los cuidados que precisa. Pero si no vas a poder guardarlos o protegerlos de las inclemencias del tiempo lo mejor son los materiales resistentes como la piedra, el metal o el ladrillo. Juega con las plantas combinándolas con los muebles. Puedes disponerlas de tal forma que proporcionen sombra y situar cerca de la zona de estar en el exterior aquellas que emiten delicadas fragancias. La puesta a punto Con la llegada del buen tiempo suele tocar poner los muebles de jardín a punto. El hierro, si está en malas condiciones, tendrá que ser lijado y pintado (es aconsejable aplicar una capa de pintura antioxidante cada tres años). La madera, el bambú, elmimbre… también agradecen un barnizado anual. El aluminio, el plástico y la piedra exigen poco mantenimiento.

About the Author

Radio Vision Noticias